22 dic. 2008

COMO EN CASA EN NINGUN SITIO - Teniendo familias como esta...


Como todos los años toca la pelí navideña, hace unas semanas hablé de "La leyenda de Santa Claus" y ahora le toca a esta. Esta claro que Hollywood tiene que hacer siempre una comedia de ambiente para que la gente tenga excusa de ir al cine.

Brad (Vince Vaughn) y Kate (Reese Witherspoon) son una guapa y exitosa pareja de San Francisco que ven cómo sus planes iniciales de pasar el día de Navidad en un lugar exótico y alejado de su ciudad y de sus propias familias se convierten en algo muy diferente. Obligados y sin escapatoria se ven envueltos en una Navidad de lo más familiar. Pero no será una única celebración familiar, ¡sino que serán cuatro en el mismo día! Cuatro celebraciones en las que saldrán a la luz los miedos de la infancia, se reabrirán las heridas de la adolescencia y que pondrán en peligro la relación de Brad y Kate. Pero mientras Brad cuenta las horas para quitarse de encima ese mundo de padres, suegros, sobrinos y hermanos, Kate empieza a ver las cosas de un modo diferente y al final del día se pregunta si la vida que ha elegido el resto de su familia no es tan mala después de todo.

Nada del otro mundo es lo que se puede destacar al terminar de ver esta película. Dura una hora y media te ríes con sus gracias y te hace pasar un buen rato. Qué más se puede pedir...

Sorprende ver a actores del calibre de Robert Duvall, Jon Favreau, Mary Steenburgen, Dwight Yoakam, Tim McGraw, Kristin Chenoweth, Jon Voight y Sissy Spacek. Es para mear y no echar gota. Posiblemente sea esto lo que hace que se salve de la quema.

La verdad es que no puedo decir mas...

Lo mejor: Entretiene y te ríes un rato.
Lo pero: Que tengas sensación de haberla visto antes por culpa de los típicos tópicos.

NOTA: 5.0